Plan de Social Media

El uso de las redes sociales aplicado como técnica estratégica en la comunicación corporativa necesita de una coherencia y planificación para posicionar nuestra marca en la red. Esto es en gran medida lo nos ofrece el desarrollo del Social Media Plan, la disciplina que trata de contenidos en las redes sociales.

El mundo online es infinito en términos cuantitativos y cuenta con múltiples opciones. Necesitamos ser hábiles pero también organizados para forjar con éxito una buena campaña en el ámbito de las redes sociales. Seguir los pasos de nuestro plan nos ayudará a conseguirlo y a redirigir nuestros mensajes a la audiencia y plataformas deseadas.

Uno de los errores más habituales en el desarrollo del social media plan es no ajustarnos a los objetivos. Tenemos que “enganchar” a nuestra comunidad y para ello no debemos dejarnos llevar por modas o ser presos del corto plazo y sobre todo llevar un control diario de todo el ecosistema.

7 pasos para crear tú social media plan:

  1.  Escucha: En esta primera fase debemos plantearnos qué es lo que tenemos que buscar y analizar, cómo está el mercado en el que nos movemos. En este momento es importante examinar en contexto a nuestra competencia y cuestionarnos cómo podríamos desmarcarnos, ser más estratégicamente originales y conocer qué niveles de engagement tienen las otras marcas a batir. Además, también es fundamental en este inicio empezar a identificar los perfiles influyentes a los que nos queremos dirigir. Una búsqueda sencilla puede realizarse a través de los propios descriptores de las redes sociales pero también te proponemos una serie de interesantísimas herramientas para ayudarte con la ”caza de influencers: Socialbro (actualmente conocida como Audiense), Hootsuite, Radian6, Topsy (cerrada en 2015), Mention, Socialmention Iceroket entre muchas otras. Es aconsejable utilizar varias de ellas y no sólo apoyarnos en las gratuitas.
  2. Análisis: Nos toca analizar los datos que hemos recopilado en la primera fase y crearnos con ello un sencillo cuadro de presencia en redes sociales de nuestra competencia. Este documento no es sólo útil para ti. A tu cliente le encantará ver en un simple vistazo el estado en redes de sus principales competidores. En esta fase ya debemos contar con un listado de líderes de opinión y observar, analizar y plantearnos cómo hacer viral nuestra comunicación. En este sentido, Pirendo o Hashtracking nos ofrecen tablas de tendencias y nos ayudan a conocer como por ejemplo dónde nace un hashtag determinado o el nivel de RT que tiene. Así, estudiando casos de éxito podemos asentar las bases de nuestra estrategia online para que sea efectiva y relevante.
  3. Establecer objetivos: En este punto es importante establecer metas reales y trabajar la conversación de nuestra marca. El mundo de las redes sociales es muy abstracto por lo que deben ser objetivos en los que creamos, entendamos y que sean medibles tanto cuantitativa como cualitativamente ajustándonos a los deseos del cliente sin dejar de ser realistas.
  4. Estrategia: Decide en qué amitos debes estar y para qué. Cada red social tiene su propio lenguaje, formato, su manera de funcionar, sus horarios… No es obligatorio tener presencia en todas y no es recomendable si no tienes un equipo que te las gestione adecuadamente.
  5. Investigación: Nuestros objetivos tienen que estar enmarcados dentro de un proceso de investigación que analice a qué audiencia queremos llegar y cómo. La regularidad, la calidad de contenidos, el horario y/o tipo de sector son algunos de los factores que debemos tener presente para lanzar nuestra campaña en redes sociales.
  6. Actuación: Necesitamos alinear nuestra actividad con las bases que hemos asentado previamente proporcionando contenidos de calidad y fomentando las reviews positivas. En definitiva, comenzar a enamorar a nuestra audiencia: reunión con bloggers, concursos, viajes con influencers Para ello, debemos elaborar un calendario editorial de acciones con mecánicas sencillas e innovadoras en la forma de involucrar a nuestro público.
  7. Medición analítica: Toca medir resultados y como en las anteriores fases, también contamos con útiles herramientas para desgranar nuestra estrategia en datos. Las propias herramientas de medición de Facebook y Twitter o Instagram nos ofrecen muchas ventajas pero hay un número infinito de opciones que no hay que dejar de investigar.

Cristina Rubio

Cristina Rubio

Consultora senior / Agencia comma

2 Comments

Leave a Reply