A la hora de desarrollar contenidos para una marca, es muy importante tener en cuenta algunos factores fundamentales, entre los que sin duda destaca el posicionamiento en el ranking de búsquedas de Google.

Como es de sobra sabido, Google es el motor de búsqueda más importante del mundo, y, como tal, es la puerta de acceso para millones de consumidores y una oportunidad para aumentar la visibilidad de la empresa. Pero este objetivo sólo se alcanzará si logramos que el contenido de la marca encaje con las exigencias del algoritmo de Google, algo no siempre sencillo de conseguir, ya que cuenta con un sistema en permanente cambio para no facilitar la tarea ni favorecer que se pueda manipular de ninguna forma.

Por estos motivos y para ajustarnos a las reglas del juego, es esencial desarrollar un contenido que encaje en los paradigmas exigidos y que consiga destacar sobre los demás y llamar la atención del sistema.

Para ayudarte a hacerlo y lograr este ansiado objetivo, aunque la lista de factores a tener en cuenta es muy amplia, hemos querido recopilar algunos interesantes consejos que pueden ayudarte:

  • Cuida los datos – Es positivo ser rápido y publicar información novedosa y de última hora, pero siempre sin perder de vista la precisión y exactitud de los datos.
  • Crea un contenido interesante y atractivo – Lo más recomendable es crear información que resulte personal y cercana para la audiencia.
  • Incluye enlaces de interés – El motor de búsqueda valora de forma positiva la inclusión de enlaces hacia otras fuentes de información, pero siempre de una manera cuidada y sin excedernos. No olvides que el intercambio de enlaces está penalizado por Google.
  • Acompaña tus textos de imágenes ilustrativas – Incluir fotografías, infografías u otro tipo de imágenes que aporten valor al contenido ayuda a que Google valore positivamente el contenido, pero de nuevo siempre sin utilizar rellenos.
  • Ayúdate de las negritas – Sabemos que los usuarios cada vez leen más “en diagonal” y ese es precisamente el caso de Google, que rastrea los textos pero no los lee en profundidad, por lo que un buen uso de las negritas, destacando lo más importante puede resultar muy útil para mejorar la identificación y el posicionamiento.
  • Elige bien las palabras clave – Selección con cuidado las palabras que consideres que aportarán a la web la mejor visibilidad. Pruébalas primero haciendo una búsqueda en Google para conocer los resultados que aparecen. No incluyas palabras en exceso que no aporten valor, ya que puede jugar en tu contra y ser penalizado por Google.
  • Decántate por crear URLs que sean claras, descriptivas y fáciles de buscar – Una solución interesante es optar por personalizar las URL de los contenidos del sitio web para que resulten más descriptivas. Por ejemplo, puedes utilizar el título de un artículo como dirección URL en lugar de dejar que la herramienta automática de la web genere una URL para cada contenido, que probablemente no resulte fácil de recordar .
  • Comparte una historia – Google valora las historias sobre lo puramente publicitario, así que amplia la información de marca con datos y contenido de interés.

Tener en cuenta estos consejos y desarrollar un contenido interesante, cuidado y de buena calidad nos asegurará el favor del motor y qué mejor para posicionar bien nuestra marca que conseguir que Google la vea con “buenos ojos”. ¿Utilizas otras técnicas para conseguirlo?

 

Agencia comma

Agencia comma

Agencia comma

Leave a Reply