Mujeres maduras al frente de agencias de comunicación.

La igualdad entre hombres y mujeres llegará únicamente cuando no sea necesario que exista un Día Internacional de la mujer, como un día de las enfermedades raras ni como uno del Síndrome de Down. Entonces, y sólo entonces, no habrá necesidad de esa diferenciación que, aunque con ánimo positivo, marca la diferencia y, por lo tanto, la desigualdad.

En el mundo de la comunicación hay más profesionales mujeres que hombres, en una proporción exagerada. Y, sin embargo, ya lo hemos hablado en otras ocasiones, este porcentaje no queda reflejado en el número de mujeres en puestos directivos en las empresas del sector. No voy a hablar de mujeres al frente de medios de comunicación porque hay pocas (muy pocas) y desde luego no dirigen ninguno de los grandes periódicos o medios online clave.

Sí hay algunas mujeres más en puestos de Dirección de Comunicación de grandes empresas, (aunque siguen siendo un porcentaje muy pequeño) y no tan grandes, pero hoy tampoco voy a hablar de ellas. Hoy quiero hacer un pequeño homenaje a las mujeres al frente de Agencias de Comunicación. Hay unas cuantas aunque, entre las grandes agencias, sigue habiendo una mayoría de hombres.

Pero haberlas, haylas. Las seis que he elegido, espero que me perdonen, las he identificado porque son más o menos de mi quinta; sí de esa quinta que ahora llaman Cincuentañeras, pero que han tenido un recorrido más que brillante y porque seguimos ahí dándolo todo y un poco más a pesar de los años o gracias a ellos. Carmen Valera; Teresa García Cisneros, Isabel Lozano; Nuria Vilanova, Teresa Abascal y Eloísa Alonso. La mayoría de nosotras provenimos del mundo del periodismo; pero otras no, y no importa. Llevamos ya unos cuantos años lidiando en el sector. Hemos sido capaces de reinventarnos desde el teletipo al ecosistema digital sin haber perdido un mínimo de sensatez. La madurez, física y profesional, es lo que tiene.

Ninguna de nosotras hemos necesitado día de la mujer trabajadora para demostrar que somos y estamos en lo que estamos, no por sexo sino por profesionalidad, porque hemos compaginado vida privada y empresarial de la mejor forma posible y hemos intentado estar a la altura de todas las circunstancias, las buenas y las malas, que también las ha habido y muchas y los enormes cambios en nuestra tarea profesional.

El sector de la comunicación debe mucho a todas las mujeres, y esta selección no es sino una mínima representación de lo que las mujeres, todas – maduras, jóvenes o muy jóvenes- estamos haciendo por la comunicación, desde los departamentos de las empresas, como desde las agencias de comunicación, grandes y pequeñas, o todas aquellas que buscan su razón de ser a través de un trabajo profesional individual como free lance acostumbradas a no achicarse ante una corbata. Se me ocurren un montón de nombres de mujeres para reflejar esto que digo y que tan bien recoge cada año wellcomm con ocasión del 8 de marzo, sobre todo por la gran sensibilidad que su responsable, Rosa Matías, tiene con todas las mujeres, especialmente con las de nuestro sector.

Mi post de hoy, en el Día Internacional de la Mujer, va por todas vosotras, compañeras, amigas, mujeres – especialmente del mundo de la comunicación-; en la gran esperanza de que llegue el momento que no sea necesario tener un día especial para nosotras. Felicidades compañeras, amigas.

 

Agencia comma

Agencia comma

Agencia comma

Leave a Reply